sábado, 21 de diciembre de 2013

LEGALIZAN EL MATRIMONIO IGUALITARIO EN LA TIERRA DE LOS MORMONES

Una de las tantas manifestaciones previas frente al templo principal de los Mormones en Salt Lake (Utah). Hoy la comunidad Lgbti se anota un punto en ese estado conservador.
EFE / CNN.- Un juez federal declaró este viernes 20 de diciembre como ilegal la regulación que impide las bodas de personas del mismo sexo en el conservador estado de Utah, epicentro de la fe mormona, por entender que viola los derechos de igualdad procesal garantizados por la Constitución de Estados Unidos.

La decisión del magistrado Robert J. Shelby anula así una ley aprobada en referéndum en 2004 por el 66 por ciento de los electores en Utah y que definió el matrimonio como un enlace solo posible entre un hombre y una mujer.
Desde la Fiscalía del condado de Salt Lake City se informó a los funcionarios públicos de que, en vista de la resolución, a partir de ahora tendrían que aceptar las tramitaciones de casamientos de homosexuales y lesbianas.
“A menos de que haya un cambio, la situación actual de la ley indica que no podemos prohibirlos”, aseguró el fiscal del condado, Sim Gill.
En un comunicado, el gobernador de Utah, Gary R. Herbert, mostró su indignación por el fallo y acusó al juez Shelby de ser “un activista” que trata de imponerse a la “voluntad de la gente”.
“Estoy trabajando con mis consejeros legales y el fiscal general para determinar la mejor vía para defender el matrimonio tradicional dentro de las fronteras de Utah”, aseguró Herbert.
Desde la Fiscalía General del estado se informó en una escueta nota de que se estaba estudiando la decisión del juez y se presentará una apelación.
Tras la noticia comenzaron a producirse los primeros enlaces en el ayuntamiento de Salt Lake City donde el alcalde, Ralph Becker, anunció que está dispuesto pasar toda la noche en vela para casar a todas las parejas homosexuales que pueda.
Una de las primeras parejas gays en casarse en Utah
Oposición mormona
La Iglesia de Jesucristo de los Santos de los Últimos Días, como se conoce oficialmente a la confesión mormona, mostró su confianza en que los tribunales rectificarán el pronunciamiento del juez Shelby.
“Seguimos creyendo que los votantes de Utah hicieron lo correcto con una clara directriz en la constitución del estado sobre que el matrimonio debería ser entre un hombre y una mujer”, dijo su portavoz, Cody Craynor.
El veredicto de este viernes sumó el nombre de Utah a la lista de 17 estados de EE.UU. donde ya se podían casar las parejas del mismo sexo.
El pasado 26 de julio la Corte Suprema declaró inconstitucional la Ley de Defensa del Matrimonio (DOMA, por su sigla en inglés), que lo define como “la unión entre un hombre y una mujer”.
Esa ley impedía que los homosexuales casados en los estados donde es legal logren reconocimiento y beneficios fiscales a nivel federal.

El 2 de noviembre de 2004, 11 estados –entre ellos Utah- aprobaron reformas constitucionales que definían el matrimonio como la unión entre un hombre y una mujer. Los 10 estados restantes fueron Arkansas, Georgia, Kentucky, Michigan, Mississippi, Montana, Dakota del Norte, Ohio, Oklahoma y Oregon.
El matrimonio gay es legal en 17 estados de Estados Unidos: California, Connecticut, Delaware, Hawaii, Illinois, Iowa, Maine, Maryland, Massachusetts, Minnesota, New Hampshire, Nueva Jersey, Nuevo Mexico, Nueva York, Rhode Island, Vermont y Washington. Así como en el distrito de Columbia.
A nivel mundial el matrimonio gay es legal en 16 países y en algunos estados de México.
Homofobia mormona
A pesar de este logro, todavía hay un largo camino lleno de espinas por talar en Utah, un estado ultraconservador donde se concentra la autodenominada Iglesia de Jesucristo de los Santos de los Últimos Días, conocidos popularmente como Mormones.
Esa secta es extremadamente homofóbica, y eso lo pueden atestiguar miles de gays mormones que son execrados y rechazados por sus familiares y "hermanos" de la iglesia.
Recordemos un artículo anterior sobre el fundamentalismo mormón al respecto, publicado en CONTRANATURA el 21 de agosto de 2011. Por ese reportaje llovieron muchas críticas de mormones, quienes hasta me mandaron a orar para salvarme. Pero este reconocimiento del matrimonio igualitario en Utah me llena de mucha satisfacción y hasta me da un gran respiro.

Read more here: http://www.elnuevoherald.com/2013/12/20/1640533/un-tribunal-da-luz-verde-a-las.html#storylink=cpy

4 comentarios:

  1. Así es... Una gran victoria en las propias narices de los fundamentalistas.

    ResponderEliminar
  2. se nota que no conoce la doctrina de Jesucristo me gusta una de ella que dice que no se rechaza al pecador sino al pecado

    ResponderEliminar
  3. Se aceptará el pecado mientras uno no entre al pecado. Soy mormón... Aquellos que no entiendan los que es la religión la juzgarán... Solo como buen mormón queda callar & no pelear.

    ResponderEliminar